jueves, 8 de abril de 2010

Cuadernillo N° 12 - LOS MUDRAS

EL LENGUAJE DE LAS MANOS PARA LOGRAR ARMONIA Y FELICIDAD

La palabra sánscrita "mudra" significa "dador de alegría". Se trata de ejercicios que se realizan con las manos y que tienen el extraordinario poder de conectarnos con nuestro YO profundo para armonizarnos, equilibrar nuestras energías y ser más felices. Aprende esta sencilla técnica oriental y úsala para superar conflictos, depresiones y encontrar la paz.

Mudra es una palabra que tiene una inmensa variedad de significados, todos tendientes a mejorar la vida del ser humano. Es una disciplina practicada desde hace milenios por los hindúes y que en la actualidad también fue incorporada por Occidente como técnica psicofísica para vivir mejor, adquirir claridad mental, clarividencia, armonía y paz interior.

Hay en total, según la tradición y la sabiduría de los hindúes, 108 mudras, de los cuales 55 se practican en el culto, la meditación y las danzas rituales.

Para los hindúes existen 9 sentimientos fundamentales propios del ser humano, y cada uno posee un carácter y un color. Son los siguientes:

 

MODO

CARACTER

SENTIMIENTO

COLOR

1)

Enamorado

Belleza

Ternura

Verde

2)

Cómico

Grotesco

Alegría

Blanco

3)

Patético

Pena

Dolor

Violeta

4)

Furioso

Insulto

Cólera

Rojo

5)

Heroico

Exaltación

Entusiasmo

Amarillo

6)

Terrible

Amenaza

Miedo

Negro

7)

Odioso

Horror

Aversión

Azul oscuro

8)

Maravilloso

Inesperado

Asombro

Oro

9)

Calmado

Tranquilidad

Paz

Plata

EJEMPLO:

1. Podemos decir que alguien enamorado tiene belleza interior, siente ternura, y todo eso, simbólicamente, tiene una energía verde.

2. Una persona cómica puede caer en lo grotesco, pero siente alegría, y esto es de color blanco.

3. Un ser patético tiene pena, siente dolor y todo eso está envuelto en violeta.

4. Alguien furioso generalmente insulta, siente cólera y se rodea de color rojo a nivel energético.

5. Una persona heroica se exalta por sus ideales, siente entusiasmo y su energía es de color amarillo.

6. Alguien a quien se califica de terrible es una amenaza, provoca miedo, y se ve envuelto en energía de color negro.

7. Un ser odioso provoca horror, produce aversión y su energía es de color azul oscuro.

8. Alguien maravilloso hace cosas inesperadas, provoca asombro y su energía es de color oro.

9. Una persona calmada produce tranquilidad, siente paz y está envuelta en una energía plateada.

Todo esto puede ser expresado con las manos.

MUDRA DE LA ESFERA DEL EQUILIBRIO

clip_image002

Provoca un equilibrio general de las energías, mejorando el intercambio de los polos negativo y positivo de nuestro cuerpo energético.

Es especialmente indicado para aquellos estados emocionales que expresen, en forma inequívoca, "depresión, enojo, ira, furia, dolor y miedo".

El ejercicio es el siguiente:

1. Sentarse cómodamente y hacer una relajación profunda.

2. Poner las manos en posición de mudra como se indica en el dibujo.

3. A cada inspiración imaginar que la energía positiva atraviesa la mano izquierda y sube hacia la cabeza.

4. Con cada exhalación imaginar que esa energía baja de la cabeza hacia la mano derecha.

5. De la mano derecha la energía pasa a la mano izquierda.

6. Volver al paso 3, continuando el ejercicio durante un tiempo que no debe exceder de 20 minutos.

7. El momento de detenerse será cuando se sienta que se ha recuperado el equilibrio y han desaparecido los estados negativos.

MUDRA DE LAS PUERTAS

clip_image004

A B

Este ejercicio permite abrir canales energéticos particularmente poderosos para poner en funcionamiento una acción que exija una gran fuerza de voluntad, combatiendo, de este modo, estados negativos como pereza, desidia, debilidad interior, indecisión, abulia.

También debe hacerse cuando la persona está segura de que cualquiera o varios de estos estados le impiden cumplir determinadas tareas que necesita hacer:

1. Este ejercicio debe hacerse de cara al Norte.

2. Visualizar la meta que se desea lograr a través de este ejercicio.

3. Cuando se perciba intuitivamente que hay una masa energética disponible, como si estuviera esperando detrás de una puerta imaginaria, poner las manos en la posición que indica la figura A.

4. Colocar los brazos encima de la cabeza, lo más alto posible, manteniendo la posición de las manos y conservando la visualización de la meta a alcanzar.

5. Mover las muñecas tres veces, en el sentido de las agujas del reloj, encima de la cabeza. De esta forma se produce la apertura de las puertas energéticas.

6. Desde ahora tomas la responsabilidad moral completa de tu estado de pensamiento.

7. Dejar caer lentamente las manos, ya no en la posición indicada, sino libremente, sobre las piernas, visualizando siempre la meta que se desea alcanzar.

8. Decir en voz alta lo que se quiere obtener.

9. Mantener la mente en blanco durante unos instantes.

10. Agradecer mentalmente a las energías.

11. Poner las manos juntas a nivel del esternón y efectuar tres veces el mudra de "cierre de puertas" (figura B), en el sentido contrario a las agujas del reloj, extendiendo las manos y volviendo a hacerlo.

COMENTARIOS

1. Esta técnica se debe practicar orientado perfectamente hacia el norte y jamás en otra dirección (de lo contrario, podría caerse en una situación peligrosa). En caso de falta de brújula o de incertidumbre es mejor no practicarla.

2. La tradición aconseja no practicar esta apertura entre las 8 horas de la mañana y las 14 horas.

3. No practicar cuando la atmósfera se encuentra cargada de electricidad antes de una tormenta o durante la misma.

4. Sólo debe ser practicado cuando estás segura de que tus pensamientos son positivos y constructivos y exentos de cualquier tipo de animosidad hacia terceros.

5. Si fuera mal utilizada, la energía captada con la "apertura de puertas", aunque sea accidentalmente, volverá hacia nosotros como un bumerang cargado de mayor cantidad de energías que al inicio de su partida.

6. Es por este motivo que se leyó en el punto 3) que desde ahora tomas la responsabilidad moral completa de...

7. Dependiendo de la fuerza de concentración, hace falta practicar más de una vez este ejercicio para lograr una meta.

8. Si este ejercicio se realiza bien, en forma correcta y en los momentos adecuados, los resultados serán inmediatos.

MUDRA PARA LA FELICIDAD EN EL AMOR

clip_image006

1. Sentarse cómodamente, en un lugar silencioso, tranquilo y sereno.

2. Realizar tres respiraciones rítmicas profundas, con los párpados bajos.

3. Relajarse profundamente.

4. Colocar las manos como se indica en la figura.

5. Despojarse de todo sentimiento y pensamiento negativo y visualizar una energía color rosada que penetra por la mano izquierda y sube hacia el chacra cardíaco (costado izquierdo del pecho) y luego a la cabeza.

6. Visualizar esa misma energía bajando desde la cabeza hacia el chacra del plexo solar (2 cm. arriba del ombligo), bañándolo con su color.

7. Respirar nuevamente, con profundidad, tres veces.

8. Visualizar la pareja unida, en perfecta armonía física, mental y espiritual.

9. Repetir el ejercicio desde el punto 5 hasta que se sienta el cuerpo y la mente totalmente armonizados y llenos de amor.

10. Hacer este ejercicio durante 10 o 15 minutos, no más.

NOTA: Tal vez resulte increíble, pero las manos colocadas en estas posiciones tienen la extraordinaria capacidad de concentrar energía, como si se tratara de imanes energéticos.

La proximidad de los dedos y un elevado grado de concentración pueden proporcionar armonía, bienestar, rescatarnos de un estado depresivo o devolverle a nuestra pareja el afecto y el equilibrio perdidos.

El poder de la mente y la fuerza de los pensamientos positivos, así como la intensidad del deseo de aquello que se quiere lograr son, obviamente, los motores del cambio, que encuentran en las manos un maravilloso canal de expresión.

Por esta razón, es fundamental atender la aclaración de que la mayoría de estos ejercicios o mudras debe realizarse cuando la persona se encuentre en óptimas condiciones y en un estado de suficiente positividad.

Esto no quiere decir que el practicante se encuentre totalmente bien, ya que es precisamente por sentirse agobiado, deprimido o preocupado que busque en estos ejercicios una forma de alivio. Se trata, simplemente, de contar con un profundo grado de convicción, y con la suficiente fe como para que el efecto anhelado se produzca.

Sobre la base de un verdadero sentimiento de superación y mejoramiento, los mudras actuarán con todo su poder, confiriendo paz interior, equilibrio, confianza, fortaleza espiritual y gran optimismo a quienes se acerquen a su práctica en busca de ayuda.

ANTENA DE LOS PULGARES RECARGA ENERGETICA

OBJETIVO: Poder captar en 20 minutos más energía que en un día de descanso.

Mantener el cuerpo en perfecto estado de relajación permite naturalmente captar, conducir y almacenar energía vital.

Incrementar la visualización en la relajación, dibujando mentalmente trayectos específicos dentro de nuestro cuerpo, permitiendo encaminar las energías (que sólo pueden comprender este lenguaje visual).

METODO CRONOLOGICO

1. Provocar una relajación total conservando las manos cerradas sin crispación, con los pulgares dirigidos hacia arriba.

2. Visualizar una pequeña nube de energía limpia y atractiva por encima de la mano derecha.

3. Imaginar que la mano se encuentra vacía, como el brazo de una estatua hueca.

4. Como si tuviéramos una bomba inspiradora en el brazo: hacer entrar la energía visualizada por el pulgar derecho.

5. Hacer ascender a la energía por la muñeca y el antebrazo.

6. Continuar por el brazo.

7. Llegado al hombro derecho, puede ocurrir que la energía tenga dificultad de ir hacia adelante, en este caso: insistir más tiempo, imaginando como si una corriente de aire aspirara fuertemente la energía bloqueada en dirección a la caja toráxica.

8. Hacer descender la energía hacia el pulmón derecho, como si fuese una cascada.

9. La energía debe bajar hacia el vientre, bajar por el muslo derecho y seguir por la zona de la cadera, a la pierna derecha y llegar hasta la planta del pie.

10. Desde el hombro, la energía toma la forma de un collar alrededor del cuello, sube por el interior del cráneo, en donde energiza el cerebro y se almacena en grandes cantidades.

11. Lado izquierdo, imaginar nuevamente la nube de energía, la que penetra, va subiendo por el brazo, llega al hombro y cae al pulmón izquierdo.

12. La energía se dirige al corazón. Este se vuelve muy luminoso y se calienta. En el corazón la energía se almacena durante un largo tiempo.

13. Esta energía se difunde por todo el cuerpo a través del flujo de la circulación sanguínea.

24. Mantener el cuerpo perfectamente relajado. Si ocurre una crispación accidental de un miembro, recomenzar rápidamente la visualización del canal que pasa por él. Cada crispación parece romper el canal establecido por la visualización.

15. Continuar el tiempo que nos parezca suficiente. Si nada se crispa en nuestro cuerpo, estos dos canales continuarán aspirando la energía durante un largo tiempo.

PUERTAS DE LAS ESTRELLAS EL PENTAGRAMA

OBJETIVO: Abrir hacia otras dimensiones 4 puertas de gran fuerza. Podremos recibir energías preciosas y poderosas; nuestra mente podrá pasar a los mundos energéticos de otras dimensiones.

Gracias a nuestra concentración lograremos enviar pode rosos mensajes a través de estos canales.

1. Comenzar con la cara dirigida hacia el este, parada, luego girando al sur, oeste y norte, volviendo al este.

2. Imaginar que tenemos una aguja luminosa entre los dedos: pulgar, índice y mayor de la mano derecha.

3. Dibujamos una gran estrella de cinco puntas:

clip_image008

Comenzando por la cadera izquierda, hacia la cabeza, hacia la cadera derecha, después subimos más o menos hasta el hombro izquierdo, pasamos al hombro derecho y volvemos a la cadera izquierda, cerrando.

4. Visualizamos permanentemente cada línea trazada, hasta lograr imaginar claramente la estrella.

5. DAR UN GOLPE EN EL CENTRO DE LA ESTRELLA DICIENDO: CHADAI EL CHAI

6. Giramos con la cara hacia el sur y repetimos todos los pasos del 2 al 5 inclusive. Luego procedemos de la misma forma mirando hacia el oeste y al norte, y finalmente volvemos de cara al este.

NOTA: Es indispensable que todo lo que es visual-izado una vez, queda permanentemente y simultáneamente en nuestra visión por toda la duración del ejercicio.

Imaginarse cuatro estrellas dibujadas, grandes como una persona, como si hubieran sido grabadas sobre 4 paredes de un cubo de vidrio, entre las cuales te encuentras.

7. Sentarse cara al este.

Desde ahora, todo lo que será visualizado deberá incrementar a todo lo que le precede, sin jamás suprimir ningún elemento.

8. VISUALIZAR:

a) Un escudo de forma circular puesto sobre el ombligo (el escudo contiene una cruz dibujada en el centro).

b) Una espada que ocupa toda la columna vertebral, la punta hacia arriba.

c) Una pequeña lanza (de 30 cm) que brota del entrecejo.

d) Una copa de plata ubicada al nivel del esternón, parada dentro de la caja toráxica.

9. Entramos en la fase más activa de la experiencia: estamos sentados en el centro de las 4 estrellas. Desde arriba llega del cielo un poderoso y brillante haz luminoso que penetra en nuestro cráneo. Este haz blanco azulado, de luz pura y mística, atraviesa nuestra cabeza, nuestra garganta y se precipita en la copa de plata colocada dentro del pecho. Esta copa de plata se llena de energía mística y poco a poco se vuelve radiante.

10. Sentimos una emoción maravillosa de felicidad, bienestar, paz y tranquilidad, invadir nuestro chacra del corazón.

11. Cuanto más nos concentramos, más la irradiación se extiende en todas direcciones, hasta envolver todo nuestro cuerpo, como si fuese un huevo energético.

12. Si se quiere lograr una meta, utilizando la puerta abierta hacia las otras dimensiones, debemos visualizar nuestro objetivo con todos los protagonistas concernientes, animando una escena detrás de la estrella del este.

13. Cuando piensas que la energía voluntariamente invertida fue suficiente, debes cerrar esta puerta.

14. Golpear 10 veces el piso con el talón derecho, con esto estás haciendo que el sistema nervioso, la mente, baje otra ve2 al plano terrestre.

COMENTARIO: Utilizar un canal energético implica admitir la ley del efecto bumerang. A toda acción sucede una reacción. Recibiremos lo que daremos. Si sembramos la ansiedad en los demás, recibiremos la depresión. Si somos constructivos, recibiremos una buena cosecha.

*****

EL SALUDO AL SOL

Los "Documentos de Qumram", descubiertos en estos últimos años, nos han ido mostrando la vida y milagros de los míticos Esenios, monjes peculiares; mitad filósofos y mitad terapeutas, que vivieron próximos a Palestina, junto al mar en el Monte Carmelo y en el desierto antes citado. En estas memorias se cuenta también que estos personajes tenían como práctica peculiar, EL SALUDO AL SOL, y el baño ritual.

Por otra parte, Flavio Josefo, historiador contemporáneo de Jesús el Cristo, hace una referencia amplia a sus costumbres y jerarquización en una rígida vida monacal.

Muchos de sus secretos se perdieron en el tiempo y sus proezas y milagros, tanto terapéuticos como parapsicológicos, han llenado miles de cuartillas de los cientos de volúmenes que han ido apareciendo a lo largo de la Historia.

Estos santos varones habrían conseguido llegar a una edad centenaria (cuando la medida de edad de los palestinos de aquella época, no llegaba a los cuarenta años). Se sabía por otra parte, que no ingerían alimentación animal alguna sino frutos y hierbas, que les permitía tener una salud de hierro y una voluntad firme contra los placeres mundanos de los que el pueblo gozaba. Conocían los secretos de las plantas y los remedios necesarios para atajar la enfermedad. Estaban dotados de clarividencia y del don de la profecía, incluso practicaban la psicokinesia (movimiento de objetos por vía mental) y otros tantos fenómenos paranormales asociados a su vida mística y virtuosa.

Cuentan las crónicas que después de la muerte del Maestro, con la invasión de las tropas romanas, fueron torturados hasta la saciedad con castigos terribles, como arrancarles la piel a tiras, ser quemados vivos e incluso despedazados, con objeto de que revelasen sus secretos. Ni una sola palabra, ni un solo lamento salió de sus bocas. Todos sus secretos y su filosofía se impregnaron en sus espiritas inmortales y yacen en la memoria del tiempo y del espacio, sin que haya salido jamás a la luz. Sólo quien tuvo de antes recuerda y aún adquirirá más. Pero el que no estuvo y no tuvo, retrocederá en sus conocimientos, atrapado por la vida del mundanal ruido del Maya.

NOTA: Maya = Ilusión, engaño; la existencia fenomenal y las percepciones de la misma; todo lo que es sujeto a cambio y tiene principio y fin. (Zaniah - Diccionario Esotérico)

Siguen las crónicas diciendo, que los pocos que pudieron escapar de la persecución, envolvieron sus cuerpos en los papiros sagrados y se precipitaron al vatio desde lo alto de los muros de la fortaleza de Masada, buscando la muerte. Todo, antes de que se quebrantaran sus ancestrales preceptos.

La tremenda disciplina a la que eran sometidos los novicios que deseaban entrar en la Orden, procuraba una selección natural a la que sólo los más dotados podían acceder. Incluso una vez dentro de la misma, los castigos eran tremendos. El que por una causa u otra, blasfemaba contra Moisés o las Escrituras Sagradas, si era probado tal delito, se le sometía a vivir paciendo hierba como los animales por un tiempo muy largo. Sólo si sobrevivía y era perdonado, podía retornar a la disciplina del convento.

Al parecer, antes de que amaneciera, el iniciado en los ritos solares (llamado también Hijo del Sol o Hijo de la Luz) debía sumergir su cuerpo en agua fría con objeto de purificarse para después en una actitud receptiva, arrodillarse ante el Sol naciente haciéndole el mítico saludo.

Hecha esta última referencia, la idea que tratamos aquí de transmitir y de desvelar, es este rito en si y las pautas que hay que seguir para retomar el viejo saludo.

Se trata no sólo de un ejercicio ritual sino muy saludable, con efectos precisos y rotundos en el campo terapéutico y una clave para conservar la juventud y el vigor del cuerpo y del espíritu.

A nivel astrológico, la entrada del planeta Neptuno en el signo de Acuario en los primeros meses del año 98, nos obliga a dotar a las personas de una herramienta precisa que procure una aceleración neuronal y una activación del sistema nervioso, capaz de sintonizar con la energía psíquica programada por el astro rey, en una nueva fase selectiva de conducta y de comportamiento humano.

El paso del cometa Hale Boop y la fuerte activación planetaria en Acuario, no sólo acelerará las frecuencias neuronales personales, sino que en estos próximos años cambiará radicalmente el concepto esotérico de los grupos humanos.

Como habíamos enunciado hace años, con la aparición de la enfermedad encefalopatía bovina, como consecuencia de la entrada de Urano en Acurio, se nos hace ahora imprescindible anunciar que la aceleración psíquica y espiritual de la raza, hará que aquellos que se predispongan a la nueva onda vibratoria aceleren sus frecuencias psíquicas e intelectuales, mientras que aquellos que no se interesen por una regeneración del biorritmo físico, psíquico y espiritual, descenderán a frecuencias próximas a la distorsión mental, el estrés y el desequilibrio psicológico.

Comprendemos por otra parte que hablar de la energía psíquica emanada por el sol, suena sencillamente a algo absurdo, pero en la misma medida, sabemos que nuestro trabajo llega simpáticamente a quien tiene que llegar, y sólo unos pocos se predisponen a la recomendación que con toda libertad y respeto a las respectivas creencias, ofertamos.

Además de lo visible, existe un orden invisible aún más poderoso si cabe, que el que percibimos por los sentidos. Conjuntamente con la lógica de la parte consciente, existe una memoria inconsciente. Amén de los Maestros de carne y hueso, existen en otro plano los Maestros que tienen un cuerpo sutil y que recuerdan los viejos ritos y las viejas tradiciones. Por ello, llamando a la parte inconsciente de cada uno de vosotros y con el dictado de los incorpóreos, rememoramos y revelamos el viejo ejercicio del Saludo al Sol, con las claves del conocimiento precisas, para lle­varos a un nuevo estado de consciencia y para abrir determinados canales bioenergéticos para afrontar el nuevo tiempo y las nuevas corrientes cósmicas.

Explicaremos al final de este artículo, los efectos neuro-bioquímicos y psicológicos de los resultados de este ejercicio. Efectos que por otra parte, podéis comprobar mediante el seguimiento de los procesos funcionales de vuestro organismo. Sólo en unos meses con la práctica de este saludo se notan los espectaculares efectos que produce en el cuerpo y en el alma. Muchos de vosotros notaréis la regeneración celular, la revitalización de los tejidos y un nuevo aire de juventud se irradiará en vuestra mirada. Todo un ejercicio de rejuvenecimiento y de plenitud que cambiará vuestra vida.

Cuando el místico implora al cielo, se ve empujado por una tremenda energía espiral y envolvente que le obliga a levantar la cabeza hacia arriba, elevando los ojos al estado de trance. -

Nos felicitamos y damos gracias a los Guardianes de la Sabiduría por habernos facilitado el viejo conocimiento que resonará con la vieja memoria de vuestros inconscientes.

Comenzamos con el ejercicio:

Debes buscar la orientación de la salida del Sol, cara al Este. Preferentemente al amanecer, y si fuera posible en la montaña, playa o lugar lo más ecológico posible.

Si esto no se puede, basta con vuestra terraza o en la habitación que ocupes, pero procura que esté la ventana abierta; siempre buscando la orientación de la salida del Sol.

Nos sentamos en el suelo, a ser posible descalzos y preferentemente habiéndonos duchado o bañado. La postura más correcta es la habitual que adoptan los orientales en la práctica del Yoga: es decir, las piernas cruzadas por delante, la columna erguida y los brazos extendidos, apoyados sobre las rodillas.

clip_image010El dedo índice, pulgar y corazón de ambas manos se unen formando con todo el cuerpo una pirámide energética en la que la cabeza ocupa la cúspide; los brazos serán las aristas y los glúteos y las rodillas formarán la base.

Respiramos lenta y profundamente varias veces. Los párpados cerrados y en esta posición, los ojos voltean hacia la parte alta de la frente (entrecejo). La respiración sigue pausada tomando aire siempre por las fosas nasales y expulsándolo suavemente por la boca.

Es importante que los ojos volteen hacia la parte alta de la cabeza con los párpados cerrados durante el ejercicio, dado que en esta posición el cerebro emite ondas Alfa (8 a 12 ciclos por seg.). En este ritmo se segregan "neuropóptidos", sustancias capaces de producir somatizaciones diversas y "endorfinas", que producen una sedación natural en el organismo, junto con otras diversas funciones que explicaremos a continuación.

En este punto entra en juego la imaginación. Se trata de visualizar o imaginar en la proyección vertical de la cabeza hacia el cielo, un gran Sol central que irradia energía blanca penetrando por nuestra frente.

Uno de los errores más comunes que se propician por parte de los ejercicios tan de moda en los grupos de la Nueva Era, es la penetración de la energía por el chacra número siete o coronaria (fontanela superior o bregma), cuando en realidad el sentido natural de la integración cósmica y la gnosis con el espíritu se da desde la frente o tercer ojo.

Cuando el místico implora al cielo, se ve empujado por una ese instante la kundalini energética se integra con la vertical del Sol Manásico Central. Y sólo de esta manera la luz penetra por la epífisis y después por la hipófisis, para seguir recta por la médula espinal hasta la cola de caballo y un eje vertical con el centro de la Tierra.

Se han hecho experimentos con reptiles, consistentes en meter un rayo de luz por el cerebro anterior hasta la epífisis, y se ha comprobado que se alteran los estados de comportamiento filogenéticos de la especie, adoptando comportamientos superiores

clip_image012

Como decíamos, visualizamos cómo un rayo blanco viene del centro del Sol central del cosmos y penetra por nuestra frente. Casi al mismo tiempo, visualizamos cómo un rayo violeta viene del Sol de nuestro sistema, que tenemos delante (y penetra por el mismo sitio que el anterior) formando un halo luminoso de red eléctrica con polaridad positivo negativa (+ -).

Bien, ahora hay que sistematizar la visualización con la respiración y los pasos sucesivos:

Tomamos aire lentamente por la nariz y visualizamos como cada rayo viene desde lo alto y desde el frente penetrando por el entrecejo, formando un cable que penetra desde la frente y en vertical por la médula y se hace una espiral sobre nuestro pulmón derecho.

clip_image014

Es importantísimo hacer la espiral uniéndola en el centro a fin de crear una onda escalada que pueda atraer la energía de la 41 dimensión sobre nuestra materia tridimensional. Espiramos lentamente y reiniciamos de nuevo la visualización, haciendo que la espiral se acompase con la respiración penetrando otra vez por la frente, la médula y hasta el pulmón derecho.

7 para el pulmón derecho

7 para el pulmón izquierdo

7 rodeando el corazón

7 rodeando el estómago

7 para el riñón derecho

7 para el riñón izquierdo

7 para las zonas sexuales

Después de realizar este ejercicio notarás cómo una nueva energía penetra en vosotros y un nuevo estado de conciencia os ilumina para comenzar la jornada.

Este es intrínsecamente el saludo al Sol que realizaban los Hijos de la Luz o Esenios hace más de 2.000 años. Nosotros hemos incorporado una coletilla por medio de otro ejercicio complementario que se realiza desde la misma postura en la que hemos terminado el anterior y cuyos efectos los notaréis instantáneamente no sólo en el plano energético, sino en el emocional:

Desde la posición de sentado, ponemos las manos a lo largo del tronco, con las palmas hacia abajo tocando la tierra. La columna erguida y los ojos siguen volteados hacia arriba, con los párpados cerrados. Ponemos a continuación la lengua pegada al paladar y entonamos la sílaba OMMMMMMMMMMMM.... lentamente. Serán doce veces las que se repiten la sílaba y la postura. Todas seguidas. Notaréis una emoción tremenda sintiendo cómo la energía del centro de la Madre Tierra, penetra por nuestra columna y baña de vida las palmas de las manos.

Abrimos los ojos, miramos al amanecer y como los viejos monjes del desierto recitaremos en voz baja:

- ¡Ángel del Fuego, entrégame tu energía para poder ejercitar siempre la fuerza de voluntad!

- ¡Ángel del Agua, enséñame a amar a los demás como a mi mismo!

- ¡Ángel del Aire, muéstrame en todo momento dónde está el bien y el mal!

- ¡Ángel de la Tierra, ayúdame a convertir mi cuerpo en el templo del espíritu!

- ¡Ángel de la Paz, entrégame tu paz, para poder irradiarla sobre los demás!

- ¡Ángel de la Justicia, muéstrame en todo momento el plan del Padre Creador!

- ¡Ángel de la Luz, ilumina mi espíritu de verdad y concédeme la alegría de ver a través del Ojo Eterno de Dios!

TRES DEDOS JUNTOS: REFLEJO CONDICIONADO

La práctica continuada de este ejercicio nos lleva a la auto-hipnosis, haciendo que la parte consciente duerma, mientras que la inconsciente se despierte, fijándose en los tres dedos de ambas manos.

Fue Pavlov el que descubrió los efectos del reflejo condicionado sobre la posibilidad de reproducir estados alterados de conciencia que habríamos alcanzado en el ejercicio anterior.

Bastará, en un estado de tensión o de conflicto, unir los tres; dedos de ambas manos, en cualquier situación, para que el inconsciente se abra, entregándonos la solución o segregando endorfinas, capaces de somatizar armónicamente en nuestro organismo. Seria como una llave capaz de abrir la puerta del inconsciente, donde yacen la verdad y los conocimientos de hace millones de años a nuestra disposición.

Normalmente, el hombre de occidente utiliza la parte consciente del lóbulo frontal para resolver las situaciones, pero se olvida de utilizar el almacén de memoria del inconsciente que se ubica en el hipocampo del lóbulo occipital.

BENEFICIOS FÍSICOS ESTRUCTURALES

Con la práctica de este ejercicio se realinea toda la estructura vertebral, incidiendo positivamente en todas las patologías de columna, como escoliosis, cifosis, lordosis, piernas cortas, caderas descompensadas y desequilibradas. Inversión de curvaturas fisiológicas y rectificación de las mismas.

Fortalece la musculatura para-vertebral, obligando a que no haya luxación ni subluxación articular vertebral, facilitando el proceso curativo muscular de las protusiones y hernias dístales.

Ayuda a extender la caja pectoral, obligando a los hombres a posicionarse correctamente (abajo y atrás (Patología típica del informático, el mal de la secretaria, y del adolescente (se tiende entre los 11 y 17 años, a imprimir una tensión de los hombros hacia delante y arriba, encorvando la cabeza hacia abajo.)

Esta patología en la adolescencia es ocasionada por dos causas:

1. La vergüenza de las jóvenes al sentir su cuerpo desarrollado intentando ocultarlo colocándose en dicha posición.

2. La excesiva carga que llevan sobre la espalda en mochilas y carteras, obligando al esqueleto a encorvarse para soportarla.

BENEFICIOS ORGANICOS: VTSCERALES, QUIMICOS, HORMONALES

1. Favorece la salud mental, pues en este estado relaja la corteza cerebral, principal causante del estrés cotidiano.

2. Incrementa la memoria y rapidez mental al activar las conexiones de interneuronas del sistema nervioso central y la intercomunicación de las 6 capas neocorticales, llevando mayor aporte y afluencia del riego sanguíneo.

3. Aumento a través del riego sanguíneo de fósforo, calcio y magnesio; minerales esenciales para el tejido conjuntivo y conectivo.

4. Fortalecimiento consecuente de la batería corpórea muscular, estimulando las fibras nerviosas propioceptivas en la biomecánica articular, equilibrando los 12 pares de meridianos.

5. Liberación de encefalinas y endorfinas; neurotransmisores esenciales para la curación y supresión del dolor. Opiáceos esenciales para vencer el insomnio.

6. Bajada automática de adrenalina y noradrenalina (hormonas producidas por la médula suprarenal y el sistema simpático para provocar excitabilidad). Este estrés diario hace que tengamos subidas de estas hormonas provocando las enfermedades más inesperadas como: infartos, disneas, presión en el pecho y respiración acelerada.

7. Relajación física completa, inhibiendo:

a) La serotonina, hormona estimulante de la contracción del músculo liso y estirado.

b) La histamina, hormona estimulante de la presión gástrica y cerebral. También se encarga de dilatar arterias. La histamina junto con la adrenalina son encontradas en una elevada cantidad en sangre, cuando se producen infartos de miocardio y suicidios.

c) La norepinefrina, agonista noradrinérgico, se encarga de excitar nuestro sistema nervioso simpático, produciendo que todas las funciones internas se hagan más rápidas, como: digestiones rápidas, aumento de gases, falta de reabsorción intestinal, desmineralización, rapidez a la hora de que nuestro intestino transforme y forme las pro-vitaminas y vitaminas, desvitaminación, rapidez en la secreción de bilis, ictericia o bilis en sangre, etc.

BENEFICIOS A LARGO PLAZO

Si este ejercicio es realizado durante el tiempo suficiente y de una forma continua, se puede llegar a estimular toda la función hipotalámica-hipofisiaria:

1. Regulando la ingesta de alimentos, estimulando los núcleos ventromediales del hipotálamo para controlar la afagia o saciedad.

2. Regulando el ritmo menstrual femenino, secretando el hipotálamo gonadotropina.

3. Favoreciendo el anti-envejecimiento y eliminando radicales libres, al liberar el hipotálamo la hormona de la juventud, sematostatina.

4. Ayuda a los niños con problemas de enanismo, secretando el hipotálamo la hormona del crecimiento: somatotropina.

Es necesario hacer un esfuerzo para trascender la significación religiosa que tenía para los esenios este ejercicio, con el verdadero sentido bioenergético con el que ahora mismo lo podemos realizar, siendo cada cual de la creencia o religión que fue re.

Tampoco se le puede dar un sentido sectario o elitista. Se trata de algo al alcance de la mano de todos los predispuestos a una mejor calidad de vida mediante la práctica de la bioenergética.

Si alguno tiene una predisposición particular por las connotaciones esotéricas, tiene en la lectura de este artículo suficientes claves de conocimiento y elevación a otros niveles superiores, que evidentemente cada uno encontrará y redimensionará a su gusto.

Nosotros entendemos que se trata de un simple deber que nos beneficia por igual. Y en este compromiso lo transmitimos hacia todos vosotros, con la súplica de hacerlo llegar a todos. Gracias.

Colectivo RIGEL

Torrevieja (Alicante)

1 comentario:

  1. ante todo GRACIAS!!!! X compartir tremenda sabiduria
    GRACIAS!!!!!

    ResponderEliminar